Clarinete

Josep Arnau Pastor

Pablo Sorozábal Gómez

 

El CLARINETE, es un instrumento de de la familia del VIENTO MADERA, en el que el sonido se produce al soplar a través de una CAÑA SIMPLE que está acoplada a un tubo.

El hecho de que esta caña sea simple, (y no doble, como en el fagot y el oboe), y también el que el tubo tenga forma predominantemente CILÍNDRICA (y no cónica), es lo que mejor define a nuestro instrumento.

Fue inventado  los últimos años de su vida por un hábil y reputado fabricante de instrumentos llamado Johann C. DENNER (1605 Leipzig-1707 Nuremberg). Poco más se puede precisar respecto a su nacimiento, pero esto es suficiente para asegurar que nuestro instrumento ha celebrado hace muy poco... ¡¡su 300 cumpleaños!! Se trata pues del instrumento más joven de la sección de viento madera de la orquesta sinfónica.

Realmente no es sólo un instrumento, sino más bien de una gran FAMILIA de instrumentos.

En total, de más agudo a más grave, hay ni más ni menos que 12 clarinetes.

Entre todos ellos, lo más habitual es estudiar el clarinete soprano, (quinto y sexto empezando por la izquierda), en la imagen que veis a continuación.

Clari1

Con ocho años, la edad habitual para iniciar en nuestro país los estudios musicales, a veces el clarinete soprano "en si bemol" se hace un poco grande y pesado, pero entonces el profesor puede aconsejar al alumno  instrumento en do, o incluso un sopranino "en mi bemol", como instrumentos de transición.

Si queremos fabricar un clarinete que suene más grave, el instrumento necesariamente adquirirá una longitud tal que aparecen partes curvas en su diseño, así como porciones metálicas.

He aquí la siguiente foto de familia: los tíos y abuelos y a su derecha el gran clarinete contrabajo.

Clari2

El que vemos en el centro, el clarinete bajo, es el más popular y extensamente utilizado entre los graves. Suena una octava por debajo del clarinete soprano y está en el mismo tono.

En todo el mundo, (excepto en Alemania y Austria), se utiliza un tipo de clarinete que se desarrolló en Francia a partir del siglo XIX: es el que llamamos sistema francés y es también el utilizado por la práctica totalidad de los clarinetistas de nuestro país.

Como vemos por los nombres al pie de las imágenes, (extraídas de un poster de un importante fabricante francés), el clarinete es un instrumento que en ese idioma tiene nombre femenino, La Clarinette.

SU SONIDO se caracteriza por ser de un timbre dulce y aterciopelado, con la posibilidad de emitir notas que parecen salir de la nada, con muy poca intensidad, sin por ello perder sus características tímbricas. También, si se desea, se le puede hacer sonar  muy fuerte, incisivo y articulado. 

Es quizá por todo ello, que EL CLARINETE se utiliza extensamente tanto en la música CLÁSICA, como en el JAZZ y la música POPULAR de todos los lugares del mundo, algo de lo que muy pocos instrumentos  pueden presumir.

En las BANDAS de MÚSICA, (el equivalente a una Orquesta, pero exclusivamente con instrumentos de viento), los clarinetes son los instrumentos más numerosos, tal y como ocurre con los violines en la orquesta de cuerda.

En esta última imagen veis una de las Clases Colectivas en el CIM P. A. Soler, con alumnos de edades entre nueve y once años, cursando segundo, tercero y cuarto de Enseñanza Elemental. Todos ellos con su clarinete soprano, en el suelo un sopranino, (en España llamado requinto), y su profesor con un clarinete bajo.

Foto grupoComp

 Es un buen momento de la semana, en el que aprendemos y además disfrutamos haciendo música juntos.